Andrés Durán Fundora,  director de la Empresa  en el territorio,  informó
que este cumplimiento  confirma  el éxito productivo  de la provincia, pese
a la intensa sequía y otros factores objetivos y subjetivos que tuvieron
una incidencia negativa en el proceso agrofabril.

Durante su intervención en el acto  que tuvo lugar en el central Panchito
Gómez Toro, de Quemado de Güines, el directivo  elogió el desempeño de
los cinco  centrales que materializaron su compromiso, de los nueve  que
intervinieron en la contienda. Ellos fueron Heriberto Duquesne, Carlos
Baliño, Perucho Figueredo, Quintín Banderas y la llamada  «Joya»
quemadense.

Asistió al acto  Ulises Guilarte de Nacimiento, miembro del Buró Político
y secretario general de la Central de Trabajadores de Cuba, quien pudo
constatar   el esfuerzo de los colectivos   del sector,  traducido  en un
favorable aporte a la economía.

El central Panchito Gómez Toro, también fue el primero del país en
cumplir su plan y aportar unas 14 mil toneladas extras para alcanzar su
segunda mayor zafra al superar las 53 mil toneladas de crudo

Según trascendió, el sector villaclareño  también muestra loables
resultados en la producción de alimento animal, la producción de alcohol y
rones, entre otros derivados, así como  la entrega de corriente al Sistema
Electroenergético Nacional.

De esta manera, Villa Clara resultó ser la provincia más destacada, pues
además de ser la única en cumplir su plan anual, fue la que más creció
respecto al real del  pasado año  con el 53 por ciento y se convirtió en
la mayor productora de azúcar del país.

Durante el acto que sirvió para dar  el cumplimento de Villa Clara, fueron
entregados reconocimientos a las unidades  aportadoras de materias primas y centrales cumplidores, así como  a la provincia por el saldo productivo.

También presidieron  este momento importante Orlando Celso García Ramírez, presidente del grupo AZCUBA, José Antonio Pérez, secretario del sindicato del sector, Julio Lima Corzo y Alberto  López, máximas autoridades política y de gobierno de la provincia, así como otros invitados en representación del MININT, laa FAR, la ANAP, las organizaciones políticas y de masas de los diferentes municipios.

Comienza una nueva etapa de preparativos para la contienda del próximo año además de cumplir la plantación de la caña, para lo cual se debe alcanzar las 22  mil hectáreas durante el año  para cubrir áreas vacías y garantizar zafras venideras por encima de las 400 mil  toneladas de azúcar.

Anuncios